Volver al índice
HALLOWEEN-INTERLENG

HALLOWEEN, ¿CÓMO LLEGÓ HASTA NUESTROS DÍAS?

Como cada año, el 31 de octubre se celebra la noche de Halloween que da paso, en nuestro país, al 1 de noviembre: la fiesta de Todos los Santos.

 

Es una fiesta de origen pagano, y es la ocasión para que sus seguidores aprovechen para encarnarse en los personajes más terroríficos: payasos, brujas y esqueletos, protagonistas de las tradiciones de los Celtas que habitaban en la antigua Gran Bretaña e Irlanda. Una fiesta que cada vez está más arraigada entre nuestras costumbres y que gana más adeptos cada año.

 

Quizás no lo sabes, pero si creías que el origen de Halloween estaba en Estados Unidos, te equivocabas. En realidad, se encuentra en el pueblo celta. Esta festividad, que se celebra la noche del 31 de octubre, celebraba el Samhain (fin del verano) en Irlanda. Fueron los irlandeses los que importaron en el siglo XIX la tradición de la Noche de Brujas a Norteamérica. Ahora, lo de truco o trato, sí, eso sí que es americano y procede del siglo pasado.

 

El origen de Halloween

El origen de la fiesta de Halloween tiene una larga historia, ya que se practica desde hace más de 3 mil años. Surgió con los celtas, que creían en varios dioses relacionados con los animales y las fuerzas de la naturaleza.

Los celtas celebraban el festival Samhain, que duraba 3 días y comenzaba el 31 de octubre. Además de celebrar el final del verano, también se celebraba el año celta, que comenzaba el 1 de noviembre. Se creía que ese día los muertos se levantaban y tomaban posesión de los cuerpos de los vivos. Por este motivo, se utilizaban disfraces y la fiesta se llenó de artefactos oscuros con el objetivo de defenderse de los espíritus malignos.

 

La llegada de los romanos

Cuando los romanos conquistaron los territorios celtas en los siglos V y VI, se apropiaron de la fecha y la transformaron en su propia celebración de los muertos, Lamuria. Los romanos colocaban comida y leche en las tumbas para aplacar la voluntad de los muertos de regresar. Antes, tenía lugar el 13 de mayo, pero se trasladó al 31 de octubre.

 

La iglesia cristiana

En el año 602 de la era común, la Iglesia transformó la fiesta Lamuria en el Día de Todos los Santos. Así, en un intento por eliminar el carácter pagano de la fiesta, la iglesia hizo cambios en el calendario. Decidieron cambiar el evento al 1 de noviembre, tratando de romper con el 31 de octubre, asociado con los paganos. El Día de Todos los Santos comenzó a celebrarse el 1 de noviembre. Es por este motivo que el nombre de Halloween proviene de la combinación de las palabras hallow, que significa «santo», y eve, que significa «víspera». En inglés, Día de Todos los Santos es All Hallows. Además, el día anterior, el 31 de octubre, se convirtió en All Hallows Eve, un nombre que originaría la palabra “Halloween”.

 

Halloween en todo el mundo: ¡las costumbres de cada país para esta fecha!

 

Irlanda

El país se prepara para la fecha con la típica decoración de las casas, el vestuario y las hogueras. Además, celebra con juegos de cartas, búsquedas del tesoro y “barmbrack”, un pan de frutas confitadas que forma parte de una superstición: quienes encuentran un anillo en medio del pastel se casan pronto.

 

Inglaterra

En Inglaterra, Halloween es muy popular, ¡con todas las costumbres típicas de la fecha! La diferencia es que, en lugar de calabazas, los ingleses tallan remolachas con velas adentro. También arrojan objetos a las fogatas para ahuyentar a los malos espíritus.

 

México

A pesar de ser celebraciones separadas, Halloween y el Día de Muertos se celebran al mismo tiempo en México. La celebración del homenaje a los muertos se extiende del 31 de octubre al 2 de noviembre. Las tradiciones mexicanas incluyen visitas a cementerios, ofrendas, arcos de flores y desfiles.

 

Japón

En Japón, la celebración comenzó en los años 80 con el Desfile de Halloween y tomó fuerza con el fenómeno del cosplay. ¡Los japoneses a menudo se caracterizan a sí mismos como personajes de terror y desfilan por las calles!

 

Escocia y Austria

¡Los escoceses se toman muy en serio esta fiesta! Tienen la costumbre de dejar una silla vacía y un plato de comida para los espíritus. Y algo parecido ocurre en Austria, los austriacos preparan agua, pan y velas para recibir a los espíritus al día siguiente.

 

Estados Unidos

¡No podíamos hablar de Halloween y dejar de lado a Estados Unidos! La celebración que todos conocemos, con el famoso ritual de la calabaza, el uso de trajes típicos y el ‘truco o trato’, en cual, los niños disfrazados llaman a las puertas del barrio pidiendo truco o trato.

Y tú, ¿qué opinas?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *